compartir en:

El cementero viajó hasta El Vaticano para pedir ayuda divina

Los aficionados de Cruz Azul no encuentran la solución para acabar con lo que parece una maldición en su equipo.

La Máquina podría cumplir este año dos décadas sin un campeonato, cinco años sin calificar a la liguilla y dos años sin conseguir dos triunfos consecutivos en la liga.

Ante esa situación, un celeste de nombre “Oscar CA” viajó a El Vaticano para pedirle ayuda divina al Papa Francisco para acabar con la “malaria” que tiene Cruz Azul.

A través de su cuenta de Twitter, el aficionado publicó una fotografía donde aparece en la Santa Sede con su playera celeste.

“Traje mi camisa al vaticano, la metí a la Catedral de San Pedro y después en la Capilla Sixtina. Le pedí al Papa Francisco como pambolero que es, que nos quite la malaria. El Cielo sigue siendo azul. Agotando las posibilidades, a lo que he llegado por cantar esa novena (corona) en el Ángel de la Independencia", publicó también en Instagram.