compartir en:

Todo ocurrió por un pastel de cumpleaños.

A principios del mes de mayo, la aerolínea estadounidense JetBlue Airways expulsó a una familia de un vuelo por una fuerte discusión que comenzó por un pastel de cumpleaños.

El percance inició cuando un integrante de la aerolínea les pidió que cambiaran el pastel a otro lugar, pues el que estaban ocupando era exclusivo del kit de emergencia.

El padre de familia, Cameron Burke, aseguró al diario neoyorquino, Daily Mail, que él siguió las órdenes pero que volvió a recibir reprensión por parte de uno de los auxiliares de JetBlue Airlines. De acuerdo con la aerolínea, el señor Burke cuestionó si el empleado estaba ebrio, cosa que causó un pleito a base de insultos.

Tras el incidente, la familia Burke tuvo que descender del avión y JetBlue emitió el siguiente comunicado:

 

“Los clientes se agitaron, dijeron malas palabras, le gritaron a la tripulación e hicieron falsas acusaciones contra la capacidad de volar de un miembro de la tripulación”.