compartir en:

La chica olvidaba comer por concentrarse en el teléfono.

A tan sólo 21 años de edad, una joven china fue diagnosticada con una oclusión de la arteria de retina en el ojo derecho, un padecimiento que provoca ceguera y que no es común para una persona de corta edad.

Esta enfermedad fue causada porque la chica pasaba mucho tiempo en el día jugando con su teléfono celular, en ocasiones pasaba entre 7 u 8 horas sin despegar los ojos del dispositivo.

“En los días que no tengo trabajo suelo levantarme a las 6, desayunar y jugar hasta las 16 horas, luego como algo, tomo una siesta y juego hasta la 1 de la madrugada"  

La joven aceptó que su adicción a los juegos del smartphone era tan fuerte que incluso olvidaba comer, o no escuchaba cuando sus padres le hablaban.