compartir en:

El futbolista mexicano Rafael Márquez fue acusado este miércoles de fungir como prestanombres para lavar dinero del narcotraficante Raúl Flores Hernández, lo cual causó revuelo en México y en otros países. Sin embargo no es el primer deportista vinculado con el crimen organizado en México y el mundo.

Jared Borgetti y Omar Chávez

El exdelantero del Santos Laguna y el boxeador mexicano Omar Chávez (hijo de Julio César Chávez) fueron vinculados con la familia de los Arellano Félix tras asistir a una fiesta organizada por Rafael Arellano Félix, quien fue asesinado durante la celebración.

 

 

Julio César Chávez

La Leyenda admitió en 2016 tener amistades con narcotraficantes, entre ellos la familia Arellano Félix, aunque aseguró que es distinto relacionarse con ellos a trabajar con ellos.

 

 

 

Omar Gato Ortíz

El exportero de los Jaguares de Chiapas cumple una condena de seis años en prisión desde enero del 2012 tras aceptar que participó como “halcón” en dos secuestros del Cártel del Golfo. Confesó que recibía más de 100 mil pesos por señalar a las víctimas.

 

 

 

José Pablo Tostado

Fue uno de los campeones del mundo Sub 17, en 2011, con la Selección Mexicana, pero su carrera se vino abajo por su padre y abuelo, quienes fueron asesinados en prisión mientras cumplían condenas por secuestro y narcotráfico, respectivamente.

 

 

 

René Higuita

El exportero colombiano levantó sospechas cuando visitó en la cárcel al narcotraficante Pablo Escobar, en 1991. Pero su mayor problema sucedió por participar en la mediación de un secuestro, por lo cual estuvo seis meses en prisión y se perdió el Mundial del 94.

 

 

 

Daniel Andrés Gómez

El elemento de las fuerzas básicas de los Xolos de Tijuana fue detenido en la garita internacional de San Diego, California, al intentar cruzar con un cargamento de metanfetamina oculto en la llanta de refacción de su vehículo. La droga tenía un valor aproximado de 19 millones de pesos.