compartir en:

Durante la celebración del Mes de la Herencia Hispana en la Casa Blanca, el presidente Donald Trump, evitó a toda costa hacer mención de la inmigración e hizo énfasis en los afectados por el huracán María en Puerto Rico y por el reciente terremoto en México.

Frente a cerca de 200 líderes de negocios, religiosos y comunitarios de la población latina en EUA, Trump evadió el tema del muro fronterizo y de todas sus políticas anti migratorias que formaron parte de su campaña.


Donald y Melania Trump discurso en Herencia Hispana
Foto: AP

Del mismo modo evitó hablar sobre su decisión de eliminar DACA, su discurso prefirió hablar sobre temas diversos como el comunismo y su crítica hacia Cuba y Venezuela.

"No levantaremos las sanciones al régimen cubano" hasta que no haya "libertad" en la isla, enfatizó Trump, quien ya ha expresado en varias ocasiones su oposición a poner fin al embargo si no se producen "reformas fundamentales" en Cuba.

Sobre Venezuela, Trump reconoció que no descarta la "opción militar" ante la crisis política en Venezuela, país al que ha impuesto varias rondas de sanciones y una prohibición de entrada a Estados Unidos.

El gobernante mencionó también, por otro lado, a las víctimas del reciente terremoto en México, al anotar que su homólogo mexicano, Enrique Peña Nieto, con quien ha tenido notorios desencuentros, es un "presidente maravilloso".

En contexto de las celebraciones del Mes de la Herencia Hispana, que se conmemora del 15 de septiembre al 15 de octubre, Trump destacó hoy las contribuciones "extraordinarias" de los latinos en Estados Unidos y cómo "han enriquecido" al país.